Problemas matemáticos mal redactados

La semana pasada mi sobrina presentó un exámen para un concurso de matemáticas. Me mostró la hoja con los problemas y algunas de sus respuestas. Me interesó mucho el papelito y junto con mi otro sobrino empezamos a resolver el cuestionario.

Todo iba perfecto, nada fuera del otro mundo hasta que nos topamos con el problema 5 que voy a reproducir.

Del número 2016 se agarran cualesquiera de sus dígitos para formar un nuevo, por ejemplo, el 2, el 61, el 102, etc. ¿Cuántos números distintos se pueden formar? Nota: Los números no pueden iniciar en 0. (a) 24    (b) 47    (c) 48    (d) 49    (e) 64

Al intentar abordar este problema me surgieron varias dudas, intenté un enfoque, luego otro y al releerlo tuve una revelación. ¡Hay un número infinito de soluciones!. Más adelante les explico la razón.

El problema está tan mal redactado que es sujeto a muchas suposiciones, demasiadas para mi gusto, pero quise averiguar si alguién más llegaba a la misma conclusión que yo.

El experimento social.

Elaboré una imagen con la descripción del problema y una breve historia. Lo publiqué en Twitter, Facebook y Google Plus.

Como pueden ver, a la fecha de publicación de este artículo el tuit no ha juntado ni un miserable corazoncito. Vamos que no se le pararon ni las moscas.

En Facebook tuve uno que otro comentario (sin intentar resolver el problema), hasta que llegó una amiga maestra de matemáticas que dio algo de luz sobre el tema y confirmó mis sospechas.

La sorpresa fue la publicación en Google Plus con más de 100 comentarios con algunos intentos serios por resolver el acertijo planteado. Pero al momento de plantear algunas dudas fallaron al percatarse de la pobre redacción del problema.

Permutaciones y combinaciones.

Desde mi punto de vista parece que la intención era hacer un problema sobre permutaciones. Para verme un poco formal le voy a pedir ayuda a la wikipedia.

Una permutación es la variación del orden o de la disposición de los elementos de un conjunto ordenado o una tupla sin elementos repetidos.

Por ejemplo, en el conjunto {1,2,3}, cada ordenación posible de sus elementos, sin repetirlos, es una permutación.

Existe un total de 6 permutaciones para estos elementos:”1,2,3″,”1,3,2″,”2,1,3″,”2,3,1″,”3,1,2″,”3,2,1″

Empiezan los problemas.

El detalle es que hasta para las permutaciones hay varias consideraciones.

  • Existen permutaciones en las que se permite repetir elementos.
  • Permutaciones sin repetición.
  • En donde el orden no importa
  • Y otras donde sí es importa

Y cada una tiene una forma diferente para calcularse en base a estas consideraciones.

No voy a entrar mucho en el rigor matemático sino más bien en los problemas de redacción.

¿Cuántos números distintos se pueden formar?

El problema pregunta cuántos números distintos se pueden formar, pero no aclara si los dígitos se pueden o no repetir. Por lo tanto este enfoque es válido.

  • 1
  • 11
  • 111
  • 1111 y así sucesivamente.

Todos son números distintos formados con los dígitos proporcionados y no empiezan con cero.

El tamaño de los números.

Lo anterior expone a la luz el segundo problema, no hay un límite para el tamaño de los números. Muchos llegan a suponer que son de 4 cifras, pero el problema es poco claro:

por ejemplo, el 2, el 61, el 102, etc.

En el ejemplo dice que primero las cantidades que se pueden formar con una cifra , luego con dos, con tres y así sucesivamente ¡NO ESTABLECE UN LÍMITE!. Al contrario, parece indicar que la secuencia se repite hasta el infinito obteniendo una cantidad no determinada de números distintos.

¿Y el cero?

Pero se acuerdan de la pequeña nota al final, aquella que se usa para “destantear al enemigo”.

Nota: Los números no pueden iniciar en 0.

Muchos contestaron que era un problema de permutaciones. GNU/Octave tiene una función para calcularlas tal y como pueden ver en la imagen.

Octave y la función perms
Las permutaciones que comienzan con cero.

En este caso da un total de 24 permutaciones, pero si quitamos las 6 que comienzan con cero quedan solamente 18.

¿Cual es la respuesta correcta?

El problema No. 5
El problema No. 5

No se olvide que este problema es parte de un exámen y hay un límite de tiempo para contestarlo.

Algunos sospechamos que la respuesta que se presume correcta es 24 aunque tendría que pasarse por el “arco del triunfo” la nota de los números que comienzan en cero.

¿Usted que hubiera contestado?

El problema que veo es si la persona que redactó el examen ¿Sabe lo que está escribiendo? ¿Alguien se habrá dado cuenta de la pobre redacción de este problema?.  ¿Los Alumnos tienen que justificar su respuesta con un desarrollo o con la venia de la moneda de la suerte es más que suficiente?

Un misterio más para la araña.

Mapa mental: Cómo hacer preguntas de manera inteligente

mapa mental

Tenía la inquietud de hacer un mapa mental , al parecer esta herramienta se está empezando a utilizar en la educación para facilitar la comprensión de temas complejos. Para elaborar el mapa mental instalé dos programas que son referentes para esta tarea, Xmind y Freemind, pero al final el ganador fue otro.

Como tema para el mapa mental elegí el texto clásico de Eric S. Raymond: Como hacer preguntas de manera inteligente (How To Ask Questions The Smart Way), una guía que todo recién llegado al software libre debe de leer cuando tiene dudas y pretende resolverlas pidiendo ayuda a la comunidad.

Continuar leyendo “Mapa mental: Cómo hacer preguntas de manera inteligente”

Problemas con la tableta aprende.mx con windows 8.1

tabletas aprende mx con windows

Desde que hicieron el anuncio de las computadoras mx en apoyo a la educación de los niños mexicanos he seguido el tema bastante cerca. Al principio motivado porque los equipos se entregaron con una versión bizarra de linux, más tarde entregaron tabletas con android, movimiento más que razonable considerando que son más fáciles de transportar para un infante y que estos adaptan rapidísimo a esta tecnología. Continuar leyendo “Problemas con la tableta aprende.mx con windows 8.1”

Escuelas Linux en el estado de Zacatecas

Aplicaciones de matemáticas

El mes pasado recibí un correo electrónico avisándome de un proyecto muy interesante que se esta desarrollando en el Estado de Zacatecas con el nombre de Escuelas Linux. Todo lo relacionado con Linux me interesa, sobre todo si tiene que ver con su aplicación en la educación o en el gobierno.

Primero y antes que nada, es importante aclarar que este proyecto no tiene nada que ver con las Computadoras MX del Gobierno Federal. En este caso se trata de una distribución que complementa la instalación de Bodhi Linux(basada en Ubuntu) con una gran cantidad de programas educativos y que se puede instalar prácticamente en cualquier equipo.

Les dejo a Alejandro Díaz Infante con la presentación del proyecto:

La instalación.

Claro que no pude resistir la tentación de instalar esta distribución y darle una revisada. Primero les voy a recomendar que descarguen el Manual de instalación porque su instalación no es tradicional.

El archivo iso de descarga NO ES EL DE INSTALACIÓN. Contiene el ISO de Bodhi para generar el el medio de instalación y luego usaremos el ISO de Escuelas Linux para ejecutar un script que se encargará de instalar todos los programas educativos que contiene. Se que suena un poco raro, pero funciona.

El manual es bueno y contiene una buena documentación sobre todo cuando se instala junto con varias versiones de Windows.

En mi caso usé virtualbox y descargué la versión de 32 bits. La instalación de Bodhi es impecable, siguiendo la tradición de una distribución basada en Ubuntu. Ejecutar el script de instalación de programas es el que dificulta un poco la tarea, pero siguiendo al pie de la letra el manual no debe de existir ningún problema.

El desempeño es excelente, al elegir Enlightenment obtuvieron un bajísimo consumo de recursos, lo que posibilita su instalación en prácticamente cualquier equipo con requerimientos tan bajos como 256 MB en RAM. Además Enlightenment es visualmente muy atractivo, un poco cargado para mi gusto pero supongo que los niños lo encontrarán divertido.

El software.

La selección de programas es muy completa, por ejemplo, incluye versiones de LibreOffice, OpenOffice y FreeOffice (que no conocía), todo lo necesario para poder trabajar, siempre con un bajo consumo de recursos.

En la sección de navegadores incluye Chrome, Firefox, Opera y Midori lo que da un abanico muy amplio de posibilidades. Esta redundancia de programas que hacen más o menos las mismas funciones tiene el efecto de que ocupan una buena cantidad de espacio, aproximadamente unos 7.5 GB en total aunque, viendolo bien, para los estándares actuales no es mucho.

En programas educativos veo algunos conocidos como GCompris, Geogebra o KTurtle. Programas enfocados a las matemáticas, química, astronomía y otras ciencias. Aunque siento que hay un vació en el español, me hubiera gustado encontrar algún lector de libros electrónicos con alguna selección de libros a manera de biblioteca infantil.

Conclusiones

El proyecto es bueno, pero siento que le falta unificar las piezas sueltas, por ejemplo, una página central con su dominio propio que se encargara de presentar el proyecto, las ventajas de Escuelas Linux, las opciones de descarga, quizás unos foros de soporte que actualmente no tiene o un wiki con la documentación que contiene el manual en formato PDF. Lo bueno es que hay mucho trabajo por hacer :).

Me gustaría una versión versión live lista para trabajar, sería excelente, algo de llegar con tu memoria USB, arrancar, hacer lo que se tenga que hacer y fuga, se podría utilizar en muchos lados.

Espero que los demás estados adopten este programa, fomentando el uso del software libre todos salimos ganando.

Referencias

El software libre como herramienta para la educación

Columna Bytes Libres, El software libre como herramienta para la educación
Este artículo es una colaboración de mi parte para la columna Bytes Libres publicada en el periódico El Siglo de Torreón en la edición del 24 de abril del 2014

Hace un año, en marzo del 2013 hice mi propuesta para el Plan Nacional de Desarrollo, recomendando el uso de Software Libre en las actividades del gobierno mexicano incluyendo la educación.

Para agosto del mismo año se hizo público el proyecto del Gobierno Federal para dotar de portátiles a los alumnos de 5° y 6° año de primara de los estados de Tabasco, Colima y Sonora.

Estos equipos no funcionarían con el sistema operativo de las ventanas, en su lugar se eligió una distribución de Linux basada en Debian de origen argentino. El proyecto no estuvo exento de polémicas, problemas con la licitación de los equipos hicieron que aumentaran su costo en unos 4 millones de pesos. A pesar de todo era un comienzo, se estaba utilizando oficialmente software libre en la educación de los mexicanos.

Las ventajas de usar software libre.

Las empresas son libres de gastar su dinero como gusten, pero hay dos entidades en las que el pago de licencias por el uso de software es por decir lo menos, criticable. Una de ellas es el gobierno y otro son las escuelas. Ambas tienen el deber ético de pagar por el software que utilizan. El gobierno generalmente lo hace, paga por el Windows, el Office, el antivirus y por todo ello se desembolsan importantes cantidades de dinero que bien puede ser utilizado para cualquier otra cosa, como obra pública, becas, desarrollo social, etc.

Pero las escuelas no se pueden dar esos lujos, al menos no de manera legal. Es donde aparece el dilema moral, no se puede educar con valores de legalidad y tener programas piratas al mismo tiempo. En este escenario el software libre es una excelente opción.

Los beneficios del software libre incluyen las libertades de uso, copia, análisis y todo de manera perfectamente legal. Los niños pueden aprender a usar una computadora como una herramienta para sus estudios (si amigos, no todo es facebook y jueguitos), redactar sus tareas, entrar en contacto con programas de colaboración, consulta, educativos, matemáticos, astronómicos, aprendizaje de idiomas y pare usted de contar.

Los problemas.

El programa Mi Compu MX ya esta dando sus frutos y sus primeras experiencias. Algunos padres de familia, amigos y/o familiares de los alumnos que recibieron los equipos vieron que el sistema con el que entregaron las computadoras “estaba muy raro” y decidieron borrarlo para instalar Windows. No les importó la garantía, el material didáctico que incluye y que solo esta disponible para Linux, que tiene un sistema antirrobo que funciona mediante el software que tiene instalado o que la computadora es para la educación del niño, no de ellos. Nuevamente se cae en la ilegalidad, porque dudo mucho que las personas que hicieron esto hayan pagado las licencias correspondientes. Cualquier persona que haya administrado un centro de cómputo escolar con Windows se dará cuenta que las infecciones de virus informáticos, alentamiento de los equipos y las reinstalaciones son el pan nuestro de cada día.

Me he dado cuenta de que para que un programa de implementación del software libre sea exitoso se requiere de una persona familiarizada con el tema en la institución y que sirva de guía para el resto, después de todo, no se puede enseñar lo que no se conoce.

Aprender a usar software libre no es complicado, es diferente, una vez que se supera la curva de aprendizaje y se olvidan viejos vicios puede uno apreciar sus bondades.

Si están interesados en el Software Libre los invito a que se acerquen al Grupo de Usuarios de GNU/Linux de la Laguna, mejor conocido como el GULAG o que asistan al Festival Latinoamericano de instalación de Software Libre (FLISOL) que se realizará el próximo 26 de abril de este año. El FLISOL es una excelente oportunidad para hacer un primer contacto y para responder todas las dudas que tengan (o en su defecto ampliarlas).

Y recuerden amigos, la herramienta no hace al genio.

P.D. Este artículo se redactó usando 100% software libre con el programa Writer de LibreOffice.

Enlaces de interés.